jueves, octubre 30, 2008

Víctor Cuica, un artista polifacético

Víctor Cuica nació en La Pastora, Caracas, el 19 de abril de 1949. Estudió flauta, armonía y composición en la Escuela Superior de Música José Ángel Lamas. Es saxofonista, actor de cine y televisión.
Se inició en la Escuela de Bandas Militares en La Victoria en 1963. Aunque recibió clases de percusión, fue un amigo quien le enseñó algunas canciones y posiciones del saxofón. Ha pasado, digamos que toda su vida enamorado de este instrumento, pero como él muy bien lo señala ha tenido que efectuar otros trabajos como en el cine, el teatro y la Tv para poder sobrevivir, porque hasta ahora en Venezuela este arte no es muy bien pagado.
Y es que expresa que en el país hay talento de sobra, “lo que pasa es que no se ha explotado o no lo han sabido aprovechar”, dijo Cuica.



Mariana Oviedo Rangel / Foto: Fernando Aguirre

Desde que se inició en esto ha tocado con un sinfín de personas, entre ellos, Porfi Jiménez y Jerry Weil. También actuó en países como España, Alemania, Francia, New York, Canadá, entre otros.
En esta oportunidad vuelve a formar parte del equipo de músicos que participan en el VIII Festival Internacional del Jazz, que se efectúa en Naguanagua, y en donde nuevamente sorprenderá a todos los presentes con su repertorio. Viene acompañado de tres músicos venezolanos: Roberto Girón (guitarra), Gerardo Chacón (bajo) y Gerardo López (batería) donde incluirán temas sobre jazz nacional, latin jazz, música de Francia, Italia, Latinoamérica, etc. Será un paseo por todos los géneros.
Aunque no forma parte de la comitiva encargada del evento, lleva varios años presentándose en las distintas ediciones del mismo.
“Por una medida de unos pocos que tienen muy arraigados lo que es el jazz es que se ha logrado la ejecución de dicho festival, porque si fuera por otros aquí no pasa nada”, enfatizó.
Destacó Víctor Cuica que hace años se dio un Festival de Jazz en Caracas. “Duró como cuatro años, pero no habían los fondos necesarios para continuarlo. Realmente uno trabaja con las uñas. Es muy difícil llevar un proyecto cuando se necesitan varios grupos y no se cuenta con fondos”, dijo.
Desde hace cierto tiempo he estado viajando al viejo continente donde tengo contacto con otro grupo “Ritmo Jazz Group”.
“Estuve trabajando hasta hace poco en la serie juvenil del canal de La Colina
“Te llegué a querer”, donde era el papá de Joseph, uno de los muchachos que forma parte del grupo. La novela es muy natural y los muchachos son muy talentosos, “generalmente uno improvisa. Te dicen más o menos cuál es la escena y tú sigues”.
En esta oportunidad quedé muy sorprendido y felicité a los muchachos. Hay gente joven que está haciendo cosas buenas.

Con su experiencia en el mundo del cine, ¿cómo ve el cine venezolano en estos momentos?
Yo creo que el gobierno está apoyando al cine, claro muy selectiva también, pero Venezuela da para todo. He hecho teatro muy pocas veces, pero empecé primero en el cine cuando hubo el boom en la década de los años 70. Se hicieron muchas películas en la que yo participé en esos años: “Se solicita muchacha de buena presencia y motorizado con moto propia”, “Soy un delincuente”, “Manoja”, “Santera”, “Cóctel de camarones”, entre muchas otras. Posteriormente, partí a España donde participé en la película “Loco veneno”.
Señala Víctor Cuica que también participó en la película “Por un Polvo”, dirigida por Carlos Daniel Malavé. “Tengo un papel junto con Pedro Durán y Honorio Torrealba, somos los malandros viejos del barrio”.
¿De qué trata la película?
Es una comedia buenísima. Yo leía el guión y me reía.
¿Cómo se llama su personaje, de qué trata?
Gutiérrez. Es un malandro bueno, pero armado hasta los cachos. Nosotros tenemos todo controlado en el barrio. Cuando llega la policía estamos con nuestros fusiles, ya que protegemos a Jessica Grau (protagonista).
¿Cómo hizo para meterse en el personaje?
Yo vengo del barrio. Cuando me dan un papel de malandro lo hago con mucha naturalidad. Leo una vez el libreto y sigo las instrucciones que me da el director. Por ejemplo, meses antes de hacer “Se solicita muchacha de buena presencia y motorizado con moto propia” me la pasaba en una moto junto a motorizados y haciéndole mandados a todo el mundo. Yo mismo creé mi propio vestuario.



Fuente; Revista Parentesis - Diario El Carabobeño

1 comentario:

Escribarte dijo...

hola, muy buena labor, te invito a que conozcas este talento venezolano que es un amigo que recién se gana este premio literario:

http://www.eluniversal.com/2008/11/11/til_art_yo-espere-esta-nove_1141542.shtml